¿Tu hogar necesita una puesta a punto? En Olid Urbión te explicamos consejos y trucos para conseguir que tu hogar esté muy limpio e impecable. Como en toda puesta a punto, hay que realizar algunas tareas. 

La primavera es el momento perfecto para realizar algunos cambios en casa, como el cambio de armarios y ropa de cama. En este punto del año, es importante realizar una limpieza general para conseguir que tu casa brille con la llegada del buen tiempo. 

Si te da pereza la limpieza general de la casa, siempre la puedes encargar en profesionales. Si vives en Valladolid, en Olid Urbión te podemos ayudar, estamos especializados en limpiezas profundas.  

En el caso que prefieras realizarla tú, te damos unos consejos para que consigas el mejor resultado: 

  • Revisa los productos de limpieza. Antes de empezar con la limpieza, revisa todos los productos que tienes en casa y  trapos, fregonas, bayetas, cepillos, escobas, guantes, bolsa del aspirador, etc. Si echas algo en falta, vete a comprarlo. Cuando empieces a limpiar es muy útil llevar en un cubo los productos que vas a necesitar en la habitación que vayas a limpiar. 
  • Si no quieres que se te olvide nada, haz una lista de tareas de limpieza por habitaciones y vete tachándolas a medida que las vas haciendo. Las zonas que no se limpian con frecuencia estarán más sucias y te llevará más tiempo limpiarlas.  
  • Deshazte de todo lo que no utilizas. Cuando haces una limpieza general es perfecta para eliminar de tu hogar aquella ropa o trastos que no utilices. Las cosas útiles, dónalas. 
  • Limpieza habitación por habitación y hasta que no acabes una, no empieces con otra. Además, siempre limpia de arriba a abajo: techo, paredes y muebles hacia el suelo. Deberá limpiar los focos empotrados, las telarañas del techo, el polvo, los rodapiés, zócalos,  esquinas, altillos de los armarios, detrás de los radiadores, debajo de las camas, etc. Lo mejor es utilizar aspirador, pero para los rincones donde no llega, utiliza cepillo. Recuerda limpiar los interruptores y enchufes, son zonas donde se acumula mucho polvo.
  • Cocinas y baños son las zonas que más se ensucian. Es importante que si vas a hacer una limpieza vacíes los armarios para poder limpiarlos por dentro. Además, limpia en profundidad  paredes, suelos y electrodomésticos. La limpieza profunda del baño se aprovecha para limpiar las paredes y rincones difíciles de llegar que habitualmente no se limpian. Realiza la limpieza de sanitarios, griferías y mamparas, se suele acumular cal en ellas.
  • Ventanas.  Te aconsejamos empezar por la carpintería y  las persianas y dejar los cristales para el final. Te aconsejamos que consultes otro de nuestros artículos: Tips para una limpieza correcta de los cristales de tu hogar.
  • Además; en una limpieza profunda es preciso limpiar puertas, sofás y muebles tapizados, aire acondicionado, plantas, librerías, colchones y almohadas, radiadores y todo tipo de textiles.